viernes

0029 y llegar a tierra...

¿Se imagina lo que significa cruzar un océano?

Durante semanas sólo se ve el horizonte, perfecto y vacío.

Se vive con temor.
Temor a las tormentas.
Temor a la enfermedad a bordo
Temor a la inmensidad.

Y hay que enterrar ese miedo en lo profundo de sí,
Estudiar los mapas,
Observar la brújula,
Rezar para que haya viento.

Y tener esperanza.
Una pura, limpia y frágil esperanza.

Al principio solo hay neblina en el horizonte.
Uno observa. Se observa.

Después se ve una mancha, una sombra lejana en el agua.
Durante un día, durante más de un día, la mancha se expande lentamente y toma forma.

Hasta que el tercer día uno cree, uno se atreve a decir la palabra:

Tierra.

Vida…resurrección.

La verdadera aventura surgiendo de lo desconocido. De la inmensidad a la nueva vida.

Eso, su majestad, es el nuevo mundo.




(y por qué no el amor)


Definitivamente es posible asociar este encantador dialogo, entre la Reina Elizabeth y Sir Walter Raleigh, a muchas situaciones que pueden haber ocurrido en la vida de cada uno. Es que este “navegar” para llegar a tierra puede estar relacionado con muchos sentimientos y momentos.

De mi parte puedo decir que cualquier semejanza con el ahora y con otros maravillosos descubrimientos son pura REALIDAD…

20 comentarios:

AGUSTIN dijo...

Qué "nuevo mundo" habrás descubierto en tu "navegar"?

Cathy Brown dijo...

Me uno a las palabras de Agustin...mmm....¿nos vas a contar?...al empezar a leerte me maree un poco ji-ji FELICES PASCUAS LOLA!!!Te quiero amiga!!!.

Laperraseescapó dijo...

Exquisitamente expresado, nena.
Que la conquista sea mutua y eterna...

Besotes desde mi barquito, oteando el horizonte, jajaja.

El Doc 9 dijo...

muy buena data, saludos Payasa¡

andreita dijo...

Sabés que mientras leía los primeros párrafos Lola, pensaba justamente en tu conclusión, un diálogo digno de figurar en cualquier cotidianeidad, en cualquier emprendimiento, en todo sentimiento... REAL.

¡Un besote! =)

el_iluso_careta dijo...

te sentís bien????

seraquenoseve dijo...

Al contrario de Andreita, entré en pánico, esa senzación de inmesidad de mar por tantos días me puso mal.

Ahora que veo la conclusión. Se ve diferente, se ve bien y que buena analogía...

Anónimo dijo...

Y se empezaron de golpe
Se saborearon de prepo
Como salidos de un cuento de amor.
Vos venias de un viaje de mochilas cansadas
Él pateaba veranos sin sol..

=o)...

Es tan fácil perderse, en las calles del miedo
No me sueltes la mano, mi amor.
Mi casa es un desastre sin tu risa
No me dejaste ni las mías.
A cara de perro estoy,
Extrañándote.

Arriba Morocha
Nadie esta(ba) muerto
Vamos a pungüearle a esta vida amarreta un ramo de sueños.

AVANTI MOROCHA…

(Una de tus canciones ¿no?. ¡Qué recuerdos!)
Te amo amiga.
Melu.

La payasa... dijo...

Agus, no es "nuevo el mundo" que he descubierto, lo nuevo fue el navegar... ¡ESO ES LO NUEVO!

"(y por qué no el amor)"...ahí está la respuesta...=)

Besos

La payasa... dijo...

Cathy, Adorable como siempre...
Bueno, se me nota más sonriente. ja ja ja

Feliz pascuas para vos también y también te quiero.
Besos a montones

La payasa... dijo...

Docazo!
Un placer, como siempre.
Saluditos

La payasa... dijo...

Andreita... SI, totalmente se aplica a muchos momentos de la vida de uno.
En cualesquiera sea el instante en que nos encontremos podemos asumirlo como navegar.

Siempre tiene que ser REAL, sino no vale la pena el esfuerzo en la remada.

Besotes. Como siempre recomiendo tu blog, un genialidad.

La payasa... dijo...

Iluso, desde luego. Me siento muy muy bien. Por suerte. ¿Que? ¿No se me nota? ja ja.
Saludos y besos a tu niña roquerita.

La payasa... dijo...

seraquenoseve...no te asustes. La vida es un eterno y permanente navegar. Incluso perder el rumbo para volver a encontrarlos es gratificante.

Incluso a las inmensidades no hay que temerles, sino admirarlas.

Besos Besos.

La payasa... dijo...

Melu, Gracias nena, me hiciste volver a la mente muchos recuerdos. ¡Qué canción!

Me viene de perillas, no?..
Besos hermosa. También te amo.

La payasa... dijo...

¿pensaste que me olvidé?. Para nada, se viene al final.
Perri, que más que decirte gracias por tu tiempo, por tu alegría y POR TODO.
No tengo palabras...

Y no puede ser de otra manera que mutua esta "navegación"..ja ja ja.

Saludos desde mi barco..
Besos nena.

Ménage à Trois dijo...

payasa tanto tiempo!!!!
aterrice de nuevo en tu blog, me voy a poner al dia.
besote

1600 Producciones dijo...

Yo sigo viendo horizonte y más horizonte, pero en este barco se lo pasa espléndido!!!!


Saludo y beso.

andreita dijo...

Gracias Diosa! =) ¡Escribite algo, vaga! :P

¡Un besote!

CARLOS - http://soloparamujeresescritaporunhombre.blogspot.com/ dijo...

payasita... me encanta tu relato y me gusta tu blog... felicitaciones http://soloparamujeresescritaporunhombre.blogspot.com/

Yo tenía otro blog

Yo tenía otro blog
Cualquier similitud con la realidad es adrede

Los visitantes